25.5 C
Morelia
14 julio, 2024
PRESENCIA DE MICHOACÁN

COLUMNA “BAJO LA LUPA”

 

Por Armando Saavedra

 

*PUENTE DE SIERVO DE LA NACIÓN, HUELE MAL.

*SE OTORGÓ CONTRATO POR ASIGNACIÓN DIRECTA.

*136 DÍAS PARA EJECUTAR TOTALMENTE LA OBRA.

*OBRA ABANDONADA DESDE SEPTIEMBRE DE 2021.

*MORÓN Y ARRONIZ, PRIMEROS RESPONSABLES.

 

En la última entrega de esta columna, comenté para ustedes, que la obra de construcción del puente vehicular que se construye sobre la Avenida Siervo de la Nación para su entronque con la Avenida Periodismo, cuyo objeto es salvar el cruce con las vías del ferrocarril, tenía un fuerte olor a pólvora, pues había trascendido que la Auditoría Superior de Michoacán había encontrado serias irregularidades en sus labores de fiscalización.

Pues bien, desarrollando las labores del periodismo de investigación, logramos conocer más datos, los que pudieran en su momento, demostrar que las irregularidades cometidas, pueden llegar a ser actos constitutivos de delito y que por lo tanto, deberían ser del conocimiento de la Fiscalía de Combate a la Corrupción de la FGE y proceder en consecuencia a deslindar responsabilidades.

SE OTORGÓ CONTRATO POR ASIGNACIÓN DIRECTA.

Como se recordará, los recursos para la realización de esta obra, tiene como origen un aportación única de la empresa ferrocarrilera KANSAS CITY SOUTHERM, quien donó a la ciudad de Morelia la cantidad de 6.5 millones de dólares, con el objeto de construir un puente que resolviera de tajo las molestias que sus trenes causan a los ciudadanos al bloquear la Avenida Siervo de la Nación.

Después de múltiples intentos por cambiar la ubicación del puente y hasta darle un destino diferente a dichos recursos, por fin, mediante Contrato de prestación de servicios relacionados con la obra pública número SA-270/OP/361/ADM/19 de fecha 27 de diciembre de 2019, celebrado con la Empresa EURO ESTUDIOS S.A. de C.V. por un importe de $2,099,297.97, se elaboró el Proyecto Ejecutivo de la obra.

Así las cosas, la SCT mediante oficio número SCT.6.15.211.-136/2020 de fecha 15 de septiembre de 2020, autorizó la ejecución del proyecto, de manera que en cumplimiento del mandato de fecha 17 de diciembre de 2020, se instruye al Director del FIPE LUIS NAVARRO SÁNCHEZ mediante el oficio número 5152-0 para realizar el contrato de obra con la empresa: OBRAS Y AGREGADOS CASHE, S.A. de C.V. con base en su propuesta de $127,090,332.68.

Sin embargo, aquí es donde empiezan las irregularidades encontradas por la Auditoría Superior de Michoacán, pues no se localizó la convocatoria ni los documentos que comprobaran el proceso de licitación pública de la obra y tampoco se detectaron constancias de haberse considerado la excepción a la licitación, para que se asignara la obra por adjudicación directa.

Al no localizarse el contrato respectivo, por indagaciones se logró concluir lo siguiente:

136 DÍAS PARA EJECUTAR TOTALMENTE LA OBRA.

En efecto, de la revisión de documentos en donde se autoriza la modificación de los plazos para la ejecución de la obra, se determinó que el contrato adjudicado directamente, se firmó el 14 de enero del 2021, en el que estableció como fecha de inicio de la obra el 18 de enero del 2021 y la terminación 136 días después, es decir el 2 de junio del 2021.

Sin embargo, cuando los habitantes de la zona circundante de la obra se enteraron de sus alcances y tiempos de ejecución, se opusieron a la misma, provocando con ello, que el inicio de la construcción se pospusiera, hasta que diversas negociaciones con los vecinos, permitió que ésta iniciara su construcción el 1 de marzo del 2021.

Sin embargo, en el transcurso de las negociaciones con los vecinos, ocurrió otro hechos que sugiere otra posible irregularidad, pues el 17 de febrero, sin fecha de inicio real de la obra, la autoridad municipal entregó a la empresa constructora la cantidad de $50,836,133.03 por concepto de “anticipo”, lo que significó el 40% del importe total del costo de la obra

Otra posible irregularidad, la constituyó el hecho de que en la revisión física de la citada obra, técnicos de la Auditoría Superior de Michoacán, encontraron instalaciones de abastecimiento de energía eléctrica, agua potable, drenaje sanitario, alcantarillado pluvial y de fibra óptica, que se debieron de reubicar de manera preliminar al inicio de los trabajos, lo que no sucedió.

Como consecuencia de la oposición de los vecinos y luego por incapacidad de la empresa constructora, pues el plazo para la ejecución de la obra había concluido, de manera que la autoridad municipal autorizó, que el plazo para la ejecución de la misma, fuera modificado hasta en dos ocasiones como se muestra en la siguiente tabla:

OBRA ABANDONADA DESDE SEPTIEMBRE DE 2021.

Como se puede observar, de la lectura de la gráfica anterior, se desprende que la obra de construcción del puente vehicular sobre la Avenida Siervo de la Nación en su entronque con la Avenida Periodismo de esta ciudad capital, se debió de concluir el pasado 15 de noviembre del 2021, cosa que no ocurrió, por el contrario, la obra fue abandonada por la empresa constructora desde a mediados del mes de septiembre, según comentan los vecinos.

Y es aquí, dónde no se entienden la causas del abandono por parte de la empresa, pues de acuerdo a las verificaciones realizadas por la Auditoría Superior de Michoacán, está comprobado que la obra citada, lleva un avance equivalente al 40% del total, de manera que el costo de ese avance de obra, está plenamente devengado con el solo anticipo recibido que fue del 40%.

Sin embargo, las cosas no son así, siguiendo con la fiscalización practicada a la obra por la ASM, se pudo establecer que la empresa constructora OBRAS Y AGREGADOS CASHE, S.A. de C.V., recibió “estimaciones” a partir del 1 de marzo del 2021, siendo la primera de ellas por un importe de $5,693,049.21, que incluye el IVA, así como una amortización de $ 2,277,219.68 al anticipo, así como la retención en garantía del 5% al millar, lo que tampoco se le aplicó.

En ese contexto, la empresa constructora recibió de la autoridad municipal, la cantidad de $103,588,725.67, que corresponde sin deducciones, al 81.5% del costo total de la construcción del puente, empero, de esa cantidad, habría que descontar las amortizaciones al anticipo que fue la cantidad de $ 21,101,037.03 y la cantidad de $ 69,273.73 por concepto de retenciones del 5% al millar de garantía.

Así pues, de acuerdo a la erogaciones hechas por la autoridad municipal, en correlación con el avance de la obra, podemos concluir que lago grave pasó, pues no se justifica el abandono de la obra por falta de pagos de estimaciones, pues incluso, en la revisión hecha por la ASM, solo se encontró documentación comprobatoria en 5 de las estimaciones pagadas, pues hay estimaciones pagadas según los estados de cuenta, pero no hay el soporte documental que las justifique.

Otro dato curioso que se desprende de la observación y lectura de la gráfica anterior es que, como ya se apuntó, solo hay suficiencia documental de 5 estimaciones pagadas y de las 3 “estimaciones” que no tiene documentos, son las más importantes por su monto y además, corresponden a los meses de mayo, junio y julio, meses en que se desarrolló el proceso electoral, sobre todo, la correspondiente a la primera quincena de junio que fue de $ 10,277,152.38, quincena en la que fuero la jornada electoral.

MORÓN Y ARRONIZ, PRIMEROS RESPONSABLES.

No puede pasar desapercibido, que los trámites para la construcción del multicitado puente vehicular, se iniciaron con RAÚL MORÓN ORÓZCO como presidente municipal, pues el contrato para la elaboración del proyecto ejecutivo se firmó el 27 de diciembre de 2019 y se firmó el contrato con la empresa constructora el 14 de enero del 2021, siendo aún, MORÓN OROZCO presidente municipal.

La responsabilidad en este entuerto de HUMBERTO “EL JAROCHO” ARRONIZ REYES, inician el 16 de febrero del 2021, fecha en que tomó protesta ante el congreso del estado como presidente municipal provisional de Morelia y con fecha 17 de febrero 2021 se depositó ANTICIPO por un importe de $50,836,133.03 que correspondió al equivalente al 40% del costo total de la obra, es decir, ya lo entregó “EL JAROCHO”.

En ese contexto, la entrega de las aparentes indebidas “estimaciones, fueron responsabilidad de la administración de ARRONIZ REYES, así como de haber permitido el abandono de la obra sin haber causa legal que la justificara, de ahí que a la ahora de deslindar responsabilidades por las presuntas irregularidades en la asignación, administración y abandono de la multicitada obra, los primeros en comparecer serán los ediles RAÚL MORÓN OROZCO y HUMBERTO ARRONIZ REYES.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

PUBLICACIONES RELACIONADAS